Elecciones: Votantes con respecto al censo y otras consideraciones

Han ganado las elecciones, lo han hecho por casi diez puntos de diferencia con su principal contendiente, más aún, en términos de gobierno, han arrasado, mañana la práctica totalidad de capitales de provincia no serán del PSOE (la mayoría para el PP, ganador de las elecciones, otras tantas para las derechas regionalistas o nacionalistas no españolistas) y en casi todas las autonomías en que se celebraron elecciones para sus parlamentos el PP ha ganado (aunque en algunas puede que siga el gobierno del PSOE, pero ahora en minoría) y en todas el PSOE ha perdido (algunas tan importantes para ese partido como Asturias, Castilla la Mancha, Aragón o Extremadura). El triunfo del PP es doble: Gana votantes y el PSOE pierde mucho poder, con lo que el ganador relativo, además, se crece. Así con dos puntos más con respecto al 2007 (en las municipales) consiguen más o menos el 41% de las alcaldías del país, mientras que el PSOE tendrá más o menos el 23%, casi todas las capitales de provincia serán gobernadas por la derecha (sea la nación que sea la que defiendan, derecha a fin de cuentas), y solo quedan unas pocas en el centro izquierda o izquierda (sean del PSOE o de Bildu).

Pero… Pero… No sé por qué están tan «contentos», esto es, sí lo sé, lo que les importa es el poder, no otra cosa (igual al PSOE, no quiero separarlos en esto), están que lloran de felicidad por ese 37,53% de los votos válidos les permite estar en el 41% de ayuntamientos (y porque gobernarán casi todas las autonomías), y ponen en valor que casi llegan a los ocho millones y medio de votantes, y que nunca antes un partido en unas municipales había tenido tantos votos (ni llegado a los ocho millones). A esto último hay que recordar que estas son las elecciones con más votantes, que se amplió la cantidad de inmigrantes que pueden votar en las locales, y que el censo creció sustancialmente con respecto al 2007. También podemos recordar que el PP en las generales del 2008 rozó el 40% de votos válidos y no fue el partido ganador, que tuvo más de 10 millones de votantes. Sí, en las locales y en las generales se vota distinto (y en las generales se vota más, la participación en el 2008 fue del 73,85%, mientras que en estas locales, siendo alto, se quedó en el 66,23%), pero el PP y todos estos partidos grandes se deberían preguntar por qué les votan más en las generales que en las locales, para ver en qué fallan en las locales (el PP lo puede comparar en sus votos a las autonomías y a los ayuntamientos, que también es distinto, sin problemas saca 10 puntos más en las autonómicas).

Vamos a relativizar un poco el resultado, vamos a hablar todo el tiempo, entonces, de votos en relación con el censo (para saber cuántos españoles realmente apoyan a tal o cual partido, los votos válidos o votos a partido nos dan la relación de los partidos con respecto a los votantes, no de los ciudadanos con derecho a votar), así tenemos:

Cuadro 1: Resultados municipales, porcentaje de votos en relación al censo, 1987 – 2011
Candidatura 2011 2007 2003 1999 1995 1991 1987
PP* 24,43% 22,52% 22,90% 21,84% 24,47% 15,80% 15,09%
PSOE 18,10% 22,08% 23,26% 21,72% 21,40% 23,90% 25,42%
IU 4,11% 3,46% 4,06% 4,13% 8,10% 5,22% 4,92%
CiU 2,25% 2,06% 2,30% 2,30% 3,05% 3,03% 3,53%
UPyD 1,34%
PNV** 0,94% 0,88% 1,19% 0,81% 0,98% 0,99% 0,85%
BILDU 0,90%
ERC 0,78% 0,99% 1,22% 0,67% 0,64% 0,30% 0,27%
BNG 0,75% 0,90% 0,95% 0,86% 0,65% 0,36% 0,22%
*En 1987 se suman los votos de AP y PDP, el PP aun no existía pero absorbe a ambas formaciones. | **En 2003 y 1999 con EA.
AVISO: Los partidos elegidos según sus resultados en el 2011, no se cuentan partidos que fueron importantes en su momento, como CDS, y actualmente tienen pocos votos, u otros como PA con gran volatilidad electoral, dentro del resultado de IU no se cuentan los que saca en coalición con ICV en tanto que esos figuran por separado en los datos del MIR, así como, en ocasiones, candidaturas en coalición presentadas por partidos mayoritarios, están fuera del registro.
Fuente: Datos del MIR, cuadro de elaboración propia para Bitacora.jomra.es.

En ese cuadro vemos: que el máximo histórico en el periodo señalado no lo tiene el PP, sino el PSOE, con el 25,42% de los votos de los censados (una de cada cuatro personas con derecho a voto lo ejerció en favor del PSOE), mientras que el PP no ha tenido este 2011 su mejor resultado electoral en término de votos, sino que lo consiguió en 1995 con el 24,47% de los votos en relación al censo, esto es, un 0,03 puntos por encima de los presentes comicios. Como decía, lo importante puede ser la diferencia relativa, y en estas elecciones entre los dos partidos mayoritarios nos encontramos con 6,34 puntos de diferencia en favor del PP, mientras que en las de 1995 (el mejor resultado del PP con respecto al censo) fue de 3,07 puntos, desde ese plano la victoria de este año es más contundente que lo que fue la de 1995. Y ya que estamos en ese plano, entre lo que ahora es el PP (en ese entonces fue AP y PDP por separado), en 1987 la diferencia entre el PSOE y esos dos partidos fue de 10,33 puntos en total.

Algo parecido a lo que ocurre con el PP y la lectura que hacen de sus resultados pasa en Izquierda Unida (IU), están que no caben en sus propios pantalones al recuperar voz en muchos sitios donde la habían perdido (hace 4, 8 o 12 años, según corresponda), insisten en que han roto el bipartidismo en algunos sitios (por ejemplo, en Extremadura) o han vuelto en otros (muchos ayuntamientos, Castilla y León, entre otros lugares), con un pequeño aumento en tal o cual sitio han superado la valla y conseguido entrar en el reparto, con todo lo que ello supone.

Pero deberían plantearse un par de cosas: Por qué les votan menos en las generales que en las locales (sin refugiarse en la explicación del voto útil en favor del PSOE y demás); qué rayos ha pasado para que en determinados lugares IU no haya presentado una lista en que todos los miembros de la coalición la apoyen, como pasó en Salamanca donde el PCE apoyó a La Izquierda de Salamanca y no a la candidatura local de IU; qué ha pasado para que toda la indignación y debacle del PSOE no haya favorecido más a IU (solo hay que ver lo que pasó en el 95 y ese 8% de votos con respecto al censo y el tímido aumento de IU en el 2011). En muchos sitios IU ha quedado relegado a la cuarta o quinta plaza de preferencia, y eso simplemente es el fin para un partido que aspira a hacerse con el poder.

Como se suele decir, no es tan importante el «resultado concreto» como la tendencia, o, en este caso, la evolución, el resultado tan «positivo» de algunos partidos es un triunfo relativo, no absoluto, esto es especialmente cierto con el PP y con CiU (que recobran mucho poder gracias a la caída del PSOE), mientras que el PSOE ve cómo el buen resultado del 2003, que le costó mucho recuperarse (del 95) fue un techo, cayó un poco para el 2007 (en unas elecciones que ocurrió aquello de perder en votos pero ganar en concejales) y en el 2011 se han pegado el «tortazo» de su vida, desde el 81 que no tenía un resultado tan malo. El PSOE no es lo que era, y desde el 82 que no consigue atrapar a tanto electorado. Una gráfica de las elecciones locales:

Elecciones locales

Comparación con los votos al Congreso de los Diputados
Los hechos (gracias al Derecho) en España han ido acumulando los votos en dos grandes formaciones, el Partido Popular (PP) y el Partido Socialista Obrero Español (PSOE), las elecciones generales en este país tienen una participación superior que las locales, también que ambos partidos se afanan por volver a las locales una suerte de «primarias» contra el gobierno de turno o para desligarlas por completo. Las locales tienen una lógica algo distinta que las generales (por lo que se elige y por cómo se elige -en los pueblos chicos-), en las generales priman algunos conceptos de castigo y utilidad que en las locales no se da (al menos con esa fuerza), entre otras consideraciones.

Sobre comparar unas con otras, el primer problema lo encuentro en qué jornada electoral comparamos con cuál, generales hubo en 1986, 89, 93, 96, 2000, 2004 y 2008, y las habrá, posiblemente, en 2012, mientras que locales encontramos en el 1987, 91, 95, 99, 2003, 2007 y 2011, en los últimos periodos sí que las locales coinciden un año antes que las generales (podríamos comparar unas con otras), mas en el periodo previo esto no sucede así, los tiempos de las generales fueron menores (de 3 años tres veces consecutivas). Para los datos de participación les mostraré cada uno por su lado (cuadro 2) y para el resto de datos electorales nos centraremos en el periodo 1995 – 2011, esto es, 5 elecciones municipales y 5 generales, dentro de las generales, haciendo honor a la nomenclatura del epígrafe, en el Congreso de los Diputados, puesto que al Senado las listas son abiertas y no se vota por partido, sino por candidatos concretos (al menos en la teoría, y así es como se cuenta), mientras que al Congreso de los Diputados sí se vota a los partidos.

Cuadro 2: Participación en los comicios generales y locales entre 1986 y 2011
1987 1991 1995 1999 2003 2007 2011
Locales 69,92% 62,78% 69,87% 63,99% 67,67% 63,97% 66,23%
1986 1989 1993 1996 2000 2004 2008
Generales 70,49% 69,93% 76,94% 77,83% 68,71% 75,66% 73,85%
Fuente: Datos del MIR, cuadro de elaboración propia para Bitacora.jomra.es.

Podemos apreciar que solo en 1987 y 1989 las elecciones locales y generales tuvieron una participación similar, a partir de ahí la diferencia, aunque variable, ha jugado en favor de las generales, atrayendo estas a más votantes. Es una lógica que no termino de entender, si les soy sincero, en tanto que considero que las locales deciden cuestiones más cercanas al ciudadano (y claro, mi alma municipalista pone al ayuntamiento en el centro de todo), y entiendo más que uno sienta que su voto se diluye en las Generales frente a las locales (donde los votos son los de la gente que te rodea y nada más, sobre todo en la gran mayoría de ayuntamientos españoles, que no se definen como de millones de ciudadanos). Así en el 2008 fueron a votar 10 puntos más de ciudadanos frente al 2007 (locales), la diferencia fue de 8 puntos entre el 2004 y el 2003 y 5 puntos entre el 2000 y 1999 , 14 puntos entre el 93 y 91. Lo podemos ver gráficamente acá:
Participación electoral

Viendo estas diferencias no sé si es útil hablar de votos en relación al censo (como hice más atrás) o hablar de votos válidos emitidos para comparar el apoyo que tiene cada formación en cada tipo de elección… Aunque justamente por esa diferencia, que es lo que estoy poniendo en valor, indicando cómo jalan más votantes para las generales que para las locales. Acá los votos en relación al censo de las elecciones para el Congreso de Diputados desde 1989 a 2008:

Cuadro 3: Resultados del Congreso de los diputados, porcentaje de votos en relación al censo, 1989 – 2008
Candidatura 2008 2004 2000 1996 1993 1989
PP 29,30% 28,24% 30,38% 29,87% 26,43% 17,86%
PSOE 32,19% 31,89% 23,31% 28,97% 29,49% 27,41%
IU* 2,77% 3,71% 3,72% 8,11% 7,26% 6,28%
CiU 2,22% 2,42% 2,86% 3,54% 3,76% 3,49%
UPyD 0,87%
PNV 0,87% 1,22% 1,04% 0,98% 0,94% 0,86%
ERC 0,85% 1,89% 0,57% 0,52% 0,61% 0,29%
BNG 0,61% 0,60% 0,90% 0,68% 0,41% 0,16%
*En 2008 y 2004 se cuentan sus votos junto con los de ICV al ir en coalición.
AVISO: Los partidos elegidos según sus resultados en el 2008, no se cuentan partidos que han tenido mejores resultados electorales que los mostrados en otros comicios.
Fuente: Datos del MIR, cuadro de elaboración propia para Bitacora.jomra.es.

Para comparar los resultados por partido nos centraremos en los cuatro primeros (PP, PSOE, IU y CiU) entre 1995 a 2011, en tanto que son los periodos en que las locales justo han sido el año anterior de las generales, faltándonos para completar la comparativa los resultados del próximo año de las generales (que serán parecidos, dicen las encuestas, a las locales que acaban de celebrarse). Un cuadro (el 4) y un gráfico (el 3, donde notarán que falta el resultado de 2011, es por no tener contrapartida) para verlo:

Cuadro 4: Comparativa de los resultados del Congreso de los diputados y los resultados de las elecciones locales, porcentaje de votos en relación al censo, 1995 – 2011
Partido Ámbito 2011 2008-07 2004-03 2000-99 1996-95
PP Congreso 29,30% 28,24% 30,38% 29,87%
Locales 24,43% 22,52% 22,90% 21,84% 24,47%
PSOE Congreso 32,19% 31,89% 23,31% 28,97%
Locales 18,10% 22,08% 23,26% 21,72% 21,40%
IU* Congreso 2,77% 3,71% 3,72% 8,11%
Locales 4,11% 3,46% 4,06% 4,13% 8,10%
CiU Congreso 2,22% 2,42% 2,86% 3,54%
Locales 2,25% 2,06% 2,30% 2,30% 3,05%
*En 2008 y 2004 se cuentan sus votos junto con los de ICV al ir en coalición.
AVISO: Los partidos elegidos según sus resultados en el 2008, no se cuentan partidos que han tenido mejores resultados electorales que los mostrados en otros comicios.
Fuente: Datos del MIR, cuadro de elaboración propia para Bitacora.jomra.es.

comparativa electoral

Lo que podemos apreciar es que tanto el PP como el PSOE obtienen votaciones mucho más altas en las elecciones generales con respecto a las locales, el voto se moviliza más (como hemos visto en la participación) y este está más concentrado en las elecciones generales, así en el 2008 el 61,49% de los ciudadanos con derecho al voto apostaron por el PP o el PSOE, el año anterior, en las locales, solo lo hicieron el 44,6% de los llamados a votar. Como adelanté al comienzo de esta entrada, el PP en las últimas generales, en las que quedó como el segundo partido más votado, tuvo 3 puntos porcentuales más de votos válidos que lo obtenido en estas elecciones locales (las del 2011), las cuales ganó de largo.

Tanto el PP como el PSOE se vuelven formaciones atrápalo todo en las Generales, y lo intentan en las locales pero ni movilizan ni obtienen resultados parecidos, aun así entre las dos consiguen lo que pretenden: El gobierno. Sean gobiernos locales sea el nacional. Ambas formaciones políticas se reparten la gran mayoría de los ayuntamientos, y llevan la alternancia al gobierno de la nación hasta la eternidad.

Algunas consideraciones finales
En los últimos periodos vistos (esto es, desde el 95, cuando el PP ya se presentó como la sólida alternativa aglutinante de toda la derecha española con posibilidades reales de gobierno) podemos apreciar que el PP gana y pierde pocos votos con respecto al censo, esto es, entre el 95 y el 2011 no existen grandes variaciones ni en el congreso ni en las locales, son dos puntos porcentuales, como mucho, lo que diferencia una gran victoria (la del 2000 o la del 87 u de 2011) de una derrota más o menos clara (2003 y 2004), así el grupo de votantes del PP es francamente constante y fiel (y considerablemente inferior en las locales frente a las generales) y depende más de lo que haga su principal contrincante, el PSOE, para conseguir un buen, un gran o un mal resultado, así si ese partido se desmorona, la victoria del PP se vuelve aplastante. La diferencia entre los votos conseguidos en las locales con respecto a las generales son entre 5 y 8,55 puntos en favor de las generales.

El PSOE, por su lado, tiene una variación superior que el PP (en las locales más de 5,1 puntos, que se dice pronto, mientras que en el Congreso ha llegado a 3,22), su mejor resultado es superior que el del PP y su peor resultado es más bajo que el de PP, pero se ha aprovechado menos de la distancia con ese partido, esto es, mientras que el PP pudo conseguir una mayoría absoluta con el 30,88% de los votantes, el PSOE gobierna sin mayoría absoluta con el 32,19% del apoyo popular, las victorias socialistas no han ido acompañadas de debacles del contrincante, así que la diferencia relativa es mucho menor. La diferencia de lo que consigue el PSOE en las generales y en las locales es más amplia de lo que ocurre en el PP, así 10,11 puntos, aunque el mínimo es de tan solo 1,6 puntos, parece que el suelo que saque en las locales será, en el peor caso, el suelo que consiga en las generales.

IU, por su parte, no hace más que desinflarse, ganó bastante gracias al fin del socialismo hegemónico español (tras el pinchazo del PSOE que gobernó entre 1982 y 1996), no supo mantener a sus electores y solo ha conseguido un pequeño balón de oxígeno es las últimas locales (el primer repunte en mucho tiempo), la mayor diferencia entre unos comicios generales y unos locales la tuvo en 2003/2004, sacando más en las locales (a diferencia de los dos partidos mayoritarios que consiguen mucho más votos en las generales, IU tiene su fuerte en las locales). Parece que CiU tiene un grupo de votantes más «fiel» tanto en locales como en Generales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.