14 de abril: Recordando la II República española

Un pequeño texto en De Igual a Igual para recordar la II República española: «La república como camino a la democracia». De paso les recomiendo: «La mujer: De la igualdad republicana a la sumisión franquista» (por Marta Casado Pérez, Alexandra Nieto Conde, Raquel Torres Giralda y por mí) y, relacionado, las siguientes entradas de esta bitácora: «Memoria sobre las Culturas republicanas en España» (I y II, que se refiere al tiempo pre-II república) y «30 años de Monarquía. Ya son demasiados» (entrada del 2005) y «¡Viva la República! (ucronía hecha documental)» (resumen de un curioso falso documental emitido en La Sexta).

Por la tercera

No son pocas las veces que en esta bitácora recuerdo la experiencia republicana española, ya sea abordando las culturas que acompañaron a la brevísima primera república o la historia más que trágica y convulsa de la segunda, y también, por supuesto, me he plantado contra la monarquía española y solicitado, por qué no, la tercera república. Es14 de abril, ya entienden… En De Igual a Igual hemos publicado una serie de artículos sobre la II República, uno de ellos se titula «La Mujer en España. De la igualdad republicana a la sumisión franquista», y está hecho por tres amigas y compañeras (Marta Casado, Alexandra Nieto y Raquel Torres) y yo (para una asignatura de clase, y aprovechamos hoy para publicarlo). Es un poco, como dice el título, las condiciones de la mujer española en dos regímenes políticos totalmente antagónicos, máxime en el tema de género.

No hay dos sin tres

Publicado originalmente en De Igual a Igual.net

Fue un trece de abril en Eibar cuando, entre los ayuntamientos, sobre todo los grandes, el grito de República como sinónimo de Libertad fue un reguero de pólvora, y explotó todo el 14, oficialmente se proclamó la Segunda República en España. La República, claro, no fue ni perfecta ni la panacea, ninguna por sí misma lo es, pero está claro que en un país como España, sumida de forma constante en monarquías y dictaduras que se proclaman monárquicas (cosa curiosa) el aire fresco y reformista de la República fue positivo, por primera vez en mucho tiempo los españoles eran dueños de sus destinos, algo que no pasaba desde la primera república, la casi no nata pero con muchos presidentes y un avance brutal en derechos políticos, lo nunca visto.

Siga leyendo…