Malasia, alcohol y Black Eyed Peas

Hoy toca meterse con las religiones más fundamentalistas, con las más excluyentes, con las de normas más absurdas para sus fieles que no ayudan en nada el propio desarrollo de la persona y que eso de la libertad les huele mal. O mejor dicho, no con esas religiones en abstracto, sino con esos que se toman todo al pie de la letra, los fanáticos (que los hay hasta en las casas más limpias). Los musulmanes tienen prohibido el alcohol (al menos algunas formas del mismo), y en países como Malasia se lo toman muy en serio, eso parece después de que se condenara a azotes a una musulmana por beber cerveza hace nada, y donde el principal partido de la oposición, el integrista Partido Islámico Panmalasio (que califica al gobierno de laico y antiislámico, cuando el mismo no lo es) quiere prohibir la venta de alcohol en el país (para islamistas y no islamistas).

Pues bien, dentro del contexto antedicho, el grupo de hip hop Black Eyed Peas se presenta en ese país patrocinado por Guinness (marca de cerveza perteneciente al grupo británico Diageo, máximo vendedor de alcohol en el mundo), para celebrar los 250 años de la marca de cerveza (algo que harán en todo el mundo). Horror de los horrores. Según informa ABC, y lo pueden comprobar entrando en la web oficial del Arthur’s Day , el concierto es para mayores de edad no-musulmanes. Cuando uno entra en la web enlazada lo primero que se pregunta, como si de un sitio porno se tratara, si uno es mayor de edad y de una religión distinta a la musulmana (literalmente ponen: «Are you a non-Muslim aged 18 years and above?»).

En este caso no es que los de Guinness discriminen a los musulmanes (ellos más que encantados con los musulmanes bebedores, faltaría más), es que se cubren las espaldas ante ataques del fanático PAS, que ya ha cargado sus tintas y fieles embravecidos contra otros cantantes y artistas variados, contra todos porque fomentan inmoralidades, porque es un partido integrista que no entiende eso de la libertad individual o de expresión (ya, ya dicen que los de BEP fomentan actos nada morales), es como los que persiguen, en España, a grupos como Soziedad Alkoholika (¡me imagino lo que pasaría si ese grupo intentara tocar en Malasia!).

Que conste que el prohibir el alcohol es lo mismo que prohibir, por ejemplo, la marihuana, u otras drogas, así que no vengan, los que sean prohibicionistas de determinadas drogas, hablando del fanatismo de esos integristas musulmanes, cuando ustedes persiguen a los que toman drogas que ustedes no consumen, mucha doble moral veo por ahí.

Esto de normas absurdas donde meten mano las religiones no es algo exclusivo de los países musulmanes (aunque sí es lo que más se ve en las noticias), es como el tema de la incineración en Grecia, ¡años de lucha para que la misma se permita! Como lo leen, en Grecia estaba prohibido, hasta hace nada como quien dice, que se incineraran los cadáveres, y todo por la influencia de la fortísima Iglesia Ortodoxa, donde finalmente, allá en el 2006, cuando se permitió la incineración, se excluyó a los causantes cuya religión prohibiese esa práctica, por más que el causante deseara ser incinerado, se pone por encima su condición religiosa a sus deseos personales sobre algo tan final como lo que se hará con el cadáver dejado tras la muerte.

3 comentarios sobre “Malasia, alcohol y Black Eyed Peas”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.