Va de libros, va de novelas

libros

Ayer comencé, antes de ir a la Plaza Mayor, una entrada conmemorando el día del libro (o del idioma, o de los derechos de autor, o como quieran llamarle, yo le llamo día festivo en que ponen libros 10% más baratos en los soportales de la Plaza Mayor, es algo largo, lo sé), la típica lista que realmente no interesa mucho, pero que resulta una forma de compartir algo que fuera de estas fechas resulta difícil encontrar un hueco para realizar (salvo la gran idea que vi en su momento en la bitácora de Versvs, que si no fuera porque a Amazon no le daría ni una oportunidad de venta, copiaría)… Pero no sé, al margen del buen sabor de boca que me dejaron los comentarios (y vuelvo a agradecer, total, agradecer es gratis), después de escribir mi oda antimilitarista tenía pocas ganas de continuar… En fin, que he terminado la lista, cambiado el texto introductorio (como pueden imaginarse, todo esto era imposible que lo escribiera antes de ir a la Plaza Mayor). Cómo doy vueltas antes de ir al grano carambas. En fin, acá una lista de novelas más que recomendables (siempre desde mi particular visión, por supuesto). Sin un particular orden y advirtiendo que de todas formas es una lista incompleta, con todos ustedes, la mentada lista:

  • La insoportable levedad del Ser de Milan Kundera. ¿QUé se puede decir de este libro que no se haya dicho ya? En contra de lo que parece, tanto por el nombre como por el contenido, resulta una obra muy fácil de leer, rápida en todo caso, pero que a su vez llena en un pispás la cabeza de ideas y reflexiones, siempre en paralelo de la lectura de una obra bien escrita con la que se disfruta a más no poder. Ya para terminar, que esto debe ser pim pam pum, sólo diré que esta obra existencialista está ambientada en la Praga comunista de 1968, por alguien que sabe bien cómo se vivía ahí.

  • La sombra del Águila de Arturo Pérez-Reverte. Una de las obras pequeñas del Señor T, de esas en que Pérez-Reverte convina el humor negro español con las guerras napoleónicas, y esto recordando que Pérez-Reverte es un experto en sacar lo más mezquino del ser humano y lo más sucio y rastrero. Y es una obra más sobre guerras, esas en que Pérez-Reverte estuvo tan metido, sobre una época en la que, por lo visto, el señor T se mueve bien, conocimiento histórico más que suficiente. Media tarde y ya la han leído. Y encima se habrán reído de lo macabro y absurdo que es todo. Por cierto, es una historia real. Para una crítica más larga, un artículo mío en D=a=: «»A la sombra del águila» de Arturo Pérez-Reverte».

  • 1984 de George Orwell. ¿En serio queda gente que no haya leído este libro? Porque los dos anteriores lo entiendo, pero… ¿1984? Es una de las mejores distopías escritas jamás, que encima relatan a la perfección no ya el futuro, sino el presente. Tal vez de forma exagerada, pero cuestiones como la sociedad de control, la neolengua, y un sin fin de cosas, son el pan nuestro de cada día. ¡El Gran Hermano! Rayos, la gente escucha Gran Hermano y piensa en una casa llena de borregos a los que puedes mandar a la porra con un mensaje de texto… Que me salgo del tema, la cacotopía planteada en 1984 está perfectamente narrada con un argumento totalmente atado, y permite que nuestras cabecitas se metan tanto en el mundo descrito que asusta. Por suerte no… me callo, veo cómo los que no ĺo han leído aún ya corren a la biblioteca más cercana a sacar el libro, mientras que los que ya lo leyeron entienden lo que digo.

  • Un Mundo Feliz de Aldous Huxley. Comienzo con una antiutopía y me vienen todas a la cabeza. Innegable que Un Mundo Feliz tiene muchos de los componentes para ser una de las mejores obras del género, si no fuera porque uno de sus personajes, el nivel filosófico y de idioma, es un poco (demasiado) tirado por los pelos. En fin, sociedad clasista a más no poder (¡genéticamente clasista! desde los alfas hasta los casi-monos epsilones), una sociedad controlada sin que se note dicho control, no de verdad, todo muy… mmm… digamos que lo que ahora vivimos sería una mezcla ligera de 1984 con Un Mundo Feliz. El fordismo como religión (o fundamento, mejor dicho) elevado a la máxima potencia, una sociedad que se droga a sí misma, con todos los efectos positivos de la religión y el alcohol, pero sin sus efectos negativos (o algo así).

  • ¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? de Philip K. Dick. Si han visto la película (Blade Runner) y quieren leer el libro, olvídense de la película al leer el libro (salvo, tal vez, la arquitectura). Como ven, no comparten ni el título (ojo, la peli es un peliculón, pero no comparte mucho con el libro… no…). Otra distopía, una lluvia radioactiva que sobrevino a la «Guerra Mundial Terminal» ha aniquilado a casi todos, y los listos (que pudieron) abandonaron la tierra hace mucho. Típica obra de ciencia ficción que usa la excusa futurista para desgranar al hombre, para analizar su yo y los límites del hombre con «otras inteligencias». Novela corta, ligera, rápida de leer, en que las religiones se entremezclan y hay conflictos éticos interesantes. ¡Empatía y apariencia! Las bases de una sociedad… Y todo con mucha acción y en un mundo de decadencia.

  • Farhengeit 451 de Ray Bradbury. Hace no demasiado me enteré que había una película antigua (¿sesentas?) basada en este libro, fue curioso, quien me lo dijo no sabía que Farhengeit 451 era, originalmente, un libro. Todos hemos visto o leído alguna referencia a este libro, en muchas series de dibujos o comedias se hace referencia de una forma u otra. Quema de libros. Una sociedad que persigue cualquier libro y los quema, ahí están los bomberos para prender fuego a la palabra impresa. Esta obra, sobre las demás, tiene una particularidad para mí, tiene a mi personaje secundario preferido, y si no me equivoco, es al único personaje de un libro que le he dedicado un cuento. Leyendo ese cuento (el que enlazo), creo que pueden entender un poco el «mundo» que nos muestra esta distopía… (Es curioso cómo el actual mundo de prensa rosa, sumado a los servicios en que todo mundo sube vídeos de lo que ve, se parece inquietantemente a la soledad de las paredes-televisión en las que gira todo y todas esas conversaciones en las que no se dice nada…)

  • Las Cenizas de Ángela de Frank McCourt. ¡Una autobiografía! ¡Un dramón! Cambio más que drástico, entre distopías de la ciencia ficción al Mundo Real. Demasiado real, tan real que duele. En realidad, la autobiografía de este hombre ocupa tres libros (que yo sepa), que ha ido publicando en estos últimos años. ¡Personaje curioso! Tanto que su primer libro, el que nos ocupa en este ítem, fue un superventas de esos, y lo publicó con más de 60 años. Una vida feliz no merece ser contada, así que la vida de Frank es de las que sí lo merecen, y elevado a la enésima. Es la vida de un niño pobre y católico entre dos mundos en una mala época (desde su propio punto de vista, con lo que la obra gana una frescura que, sin ella, sería insoportable, y con ella se vuelve una obra maestra del género)… No les cuento más porque sería romper la magia que todo el tiempo envuelve al libro.

  • Yo Fui Feliz en la Guerra de Chumy Chúmez. ¿Cómo vivió un niño la guerra civil española? ¿Cómo se puede contar una vida en la miseria de la guerra con humor negro y realismo reflexivo? Pues en Yo Fui Feliz en la Guerra descubrirán ambas cosas (justo hace poco hablé de Chumy Chúmez por la exposición Españoleando que comenzó hoy, ¡debo ir a verla!). El libro es genial, es autobiográfico también (definitivamente esto de las biografías de niños en situaciones extremas y distopías me gusta, me lo tengo que hacer ver), está contando con humor, con mucho humor. Negro, eso sí, macabro del comienzo al final. Indispensable.

  • El misterio del cuarto amarillo de Gaston Leroux. Durante mucho tiempo, gracias a Arthur Conan Doyle, el misterio fue mi género preferido (incluso sobre la novela histórica y la ciencia ficción, uno era pequeño e inocente) y un día topé con ese libro, del cual nunca había escuchado hablar (de su autor sí, conocido por El Fantasma de la Ópera) y me sorprendió gratísimamente (aún estaba en la etapa «misterios»), es uno de los mejores libros del género de misterio, desde la sencillez de un problema simplemente imposible de resolver, se crea toda una intriga ante un intento de asesinato. Genial. Como lectura ligera y, a la par, para rebanarse la cabeza de cómo rayos se produjeron los hechos (te metes por completo en la trama), es una de las mejores obras que se pueden elegir.

  • 1879 y La Batalla de Lima ambos de Guillermo Thorndike. Comienzo a hacer trampas (cuando llegue a Dune y a Fundación haré muchísima trampa) y pongo dos libros en un elemento. La razón, como podrán sospecharlo, es de pura lógica, ambas novelas históricas relatan momentos de la Guerra del Pacífico entre Perú y Chile. Ambas novelas son bastante realistas (tal vez demasiado), he de reconocer que me desesperé en la segunda parte (¡incompetentes, todos nuestros políticos son unos incompetentes!), y que con la primera parte disfruté (en el sentido placentero del término) más, en tanto que el combate naval (y tan bien escrito como está) me llama mucho la atención, conozco menos del tema y me despierta más curiosidad que el terrestre. Todo peruano y chileno debiera leer esos libros, obligatorios en la escuela. Sin dudas.

  • La Palabra del Mudo de Julio Ramón Ribeyro. La verdad es que en este listado no quería incluir cuentos, sólo novelas, pero ¿cómo iba a dejar fuera la mejor antología de cuentos sobre Lima y el Perú? Creo que, en su momento, no hubo ninguno de los cuentos ahí contenidos que no me dejara un sabor agridulce y me dejara pensando muchísimo más tiempo que el empleado en la simple lectura. Y lo peor es que, cuando lo releo (uno de los pocos libros que he releído entero alguna vez) encuentro sus historias de rabiosa actualidad, algo que me desespera muchísimo. No aprendemos nada. En fin, sólo una palabra: Alienación.

  • Rebelión en la granja de George Orwell. Escalofriantemente certero y divertido. Libro corto, para pensar también, para reírse un rato, para llenarse de cólera pensando en todos esos cerdos que destruyen las utopías que intentamos construir. Y que a mí me dio hambre, todo hay que decirlo, las granjas siempre me lo dan. ¿De qué va? Es una sátira de la revolución rusa y la posterior Unión Soviética (crítica despiadada al estalinismo), los animalitos se libran de la opresión humana y crean una sociedad utópica que, por la corrupción del propio poder, se va a la porra casi al momento de ser creada. Ya lo saben, todos somos iguales, pero unos más iguales que otros.

  • La Reina del Sur de Arturo Pérez-Reverte. Si repito autor al meter otro libro de George Orwell, ¿por qué no lo haría con uno de mis autores preferidos? Así pues, esta novela de Arturo Pérez-Reverte cuenta la historia de una mexicana que escapa con las rejustas de su país y acaba en España, donde monta un imperio de la droga. La obra es simplemente magnífica, uno de los libros mejor construidos de este autor. No, miento, me gustan casi todos, acá los meto de una tirada: Saga del Capitán Alatriste (entretenidos, sobre todo entretenidos), El Club de DumasEl Húsar (parecido en ciertas cosas a La Sombra del Águila, pero cuenta el horror de un grupo de húsares franceses durante la ocupación de España, genial, el libro cala perfectamente el carácter español), El Maestro de Esgrima (¿qué mejor que contar la historia de uno de los últimos esgrimistas clásicos a puertas de la primera república? intrigas políticas, amor, aventuras, y un arte ya casi olvidado como tal) y La Tabla de Flandes (¿se puede combinar una novela policiáca, una de misterios entorno al ajedrez, el arte y revolverlo todo en una trama histórica? Sí, y surge La Tabla de Flandes, uno de los mejores libros del género que he leído). Listo, con el Señor T ya no hago más trampas. (Grandísima novela de aventuras e intrigas, con una de las peores adaptaciones al cine, «La novena puerta»),

  • Dune de Frank Herbert. Me refiero a toda la saga (je) del autor (los seis, Dune, El Mesías de Dune, Hijos de Dune, Dios Emperador de Dune, Herejes de Dune y Casa Capitular de Dune), no a las continuaciones y demás que han hecho. Uno de los mejores universos creados en la ciencia ficción, lo tiene todo, es muy entretenido, y por simple extensión da muchísimas horas de diversión. Como toda obra buena de Ciencia Ficción, tiene reproducido y exagerado lo mejor y peor de nuestras culturas puestas por separado para crear un complejo universo, y todo rociado de tecnología y religión.

  • Fundación de Isaac Asimov. Como en el caso anterior, me refiero al ciclo de la Fundación (Preludio de la Fundación, Hacia la Fundación, Fundación, Fundación e Imperio, Segunda Fundación, Límites de la Fundación, Fundación y Tierra), diox, lo que me costó encontrar el último y el primero (para mí, debo agregar, Madrid es Trántor). Recomiendo, eso sí, la lectura en el orden de publicación, más que en el cronológico de la propia Saga. Por cierto, el elemento más friki que he visto últimamente en el cómic gringo fue la explícita referencia a la psicohistoria por Reed Richards en la… no, mejor no lo digo, que hoy voy sin spoilers. ¡¡Y que tenga tantísimo valor!! No es un «simple referencia», sino la incorporación en el argumento de los 4F y el universo Marvel de la psicohistoria. En fin, es una de las obras cumbres de la Ci-Fi, simplemente perfecta, que comienza muy ligera siendo antologías de cuentos y termina un poco comercialona sin perder, eso sí, la frescura y profundidad que caracteriza al ínclito Asimov. Del que recomiendo todo. Todos sus cuentos, ninguno es malo. Y las ampliaciones de sus cuentos en novelas con Robert Silverberg son más que buenos, algunos como Némesis, el Hijo del tiempo y Anochecer son maravillosos. (Digo mucho «en fin», debo quitarme el latiguillo…)

  • La Inmortalidad de Milan Kundera. Todo lo de Milan Kundera es recomendable, pero voy a lo fácil, decir los dos libros más famosos del autor. En este caso le toca a la Inmortalidad, obra también existencialista, ahora ubicada en Francia. En esta obra (la siguiente de La Insoportable Levedad del Ser, y por eso tienen muchos nexos existencialistas, pensamientos que son reformulados) se mezclan los tiempos y las historias de una forma simplemente perfecta, Kundera nos demuestra que sus obras son imposibles de llevar al cine y nos disecciona al ser humanos y describe casi a la perfección los distintos tipos de persona… La lentitud, creo yo, fue escrita pensando en mí.

  • El Mundo de Sofía de Jostiein Gaarder. Estoy saltando de libros densos o duros a sátiras para medio acabar con una novela realmente ligera para gente joven en que se enseña lo básico de la filosofía. Es un libro educativo, el día que tenga un pupilo a mi cuidado, se tragará esta novela y todas las del estilo que haya mal que le pese. Es una novela en que Sofía, la protagonista, entra en una trama curiosa en la que recorre el mundo de las ideas filosóficas a lo largo de su historia. Indispensable y ameno. Aunque ya estés mayor, se deja leer la mar de bien.

  • Starship Troopers de Robert Anson Heinlein. También conocido como «Tropas del Espacio». Lo que decía, cambio de una bonita historia juvenil-educativa a una distopía futurista y militarista. Creo que es una obra incomprendida, eso o mi cerebro la procesó como le dio la regalada gana (algo que pasa a menudo), se le acusa de ser una novela fascista, de crear una utopía militarista y no sé cuantas cosas más, creo que realmente critica todas esas cosas al formular el mundo en que existe un sistema electoral censitario (como tantas otras veces en la historia de las «democracias occidentales», acá se distinguen entre los que han ido a la mili y los que no, siendo unos ciudadanos con todos los derechos políticos y otros civiles, que no pueden votar) y se plantea la estupidez de la guerra y la soledad en la misma. ¡Y todo contra extraterrestres! (¿se han dado cuenta de cuanta ciencia ficción he mencionado en que no hay alienígenas?). Además, he de admitir que la descripción de la Infantería Móvil me fascina, me encantan los exoesqueletos y en el libro los describen genial.

  • Los Desposeídos: Una Utopía ambigua de Ursula Kroeber Le Guin. Nos plantea una utopía con trampa (no existe la utopía perfecta) y a la vez una distopía en una de las novelas anarquistas de ciencia ficción que más me han gustado (qué rayos, es uno de los libros con los que más he disfrutado). Siempre he tenido la sensación de que este libro es injustamente olvidado en el mundillo de la ciencia ficción y de los mundos alternativos. Se plantea una humanidad vive en el planeta Urras, cuya luna Anarres es habitable. Más aún, está habitada por anarquistas que, durante casi 200 años de autarquía revolucionaria, se ven con una persona que quiere ir a Anarres (que no es más que un calco exagerado de nuestra sociedad actual, una distopía), pero no es oro todo lo que reluce (me refiero a Anarres, donde se plantea bien la utopía del socialismo libertario, incluido lenguaje constructivo, a la vez que se avisa del deber de vigilancia para evitar los peligros de una burocracia «creada» y una centralización indeseable), ni en Urras todo es negativo. En fin, consigan el libro y léanlo.

Voy acabando, todas las listas tienen que acabar, y no pretendo (aunque lo parezca), recomendar todo lo que me ha gustado y he leído, eso sí, termino con dos accésit: Todas las obras de la saga de Sherlock Holmes de Arthur Conan Doyle, creo que no necesitan presentación ni que nadie las recomiende, son de lo mejor que hay en su género. Y rompiendo mis propias reglas, recomiendo, como segundo accésit, una historieta (cómic, novela gráfica o como quieran llamarlo): Maus de Art Spiegelman, una biografía en que el autor de un más que simbólico cómic cuenta la vida de su padre durante el holocausto judío en la Alemania nazi, es simplemente genial, típica historieta que hasta a la gente que no le gusta mucho ese tipo de arte terminan aplaudiendo y se lo leen sin problemas (aunque siempre hay alguno que te pregunta por qué dibuja como ratones a los judíos y como gatos a los nacis), también cuenta, en la parte autobiográfica, su relación con su familia y su visión de sí mismo.

Espero haber levantado curiosidad en al menos un libro, y si tienen alguna duda, pregunten nomás (o busquen en Internet, la gran biblioteca del conocimiento).

12 comentarios en «Va de libros, va de novelas»

  1. Salud

    Me di cuenta cuando fui a buscar el pie de la columna, donde se enlazaba el artículo que acá vinculo, y tuve que usar el buscador de su sitio para encontrarlo :P. Definitivamente, estoy ciego a la publicidad ¡Debí darme cuenta antes! Lástima que en España no haya (o al menos no conozco) sistemas similares a Amazon (o mejor dicho, los que hay no tienen requisitos fáciles de cumplir cuando sabes que no se venderá más de un libro o dos al año, como es la Casa del Libro, que pide que le factures, y claro, eso exige darse de alta en hacienda para el IVA). Si no mal recuerdo, coincidiremos en un par de libros de los recomendados ;)

    Hasta luego y gracias por el comentario.

  2. Excelente recopilación de libros, hacía un yala/nola mientras la leía, sólo un 40% he leído (aunque mucho más si consideramos las grandes sagas con más peso por cantidad de libros).

    Recuerdo que uno de los libros que más me gustó de Asimov fue «El fin de la Eternidad», a pesar de ser un poco paralelo, lo siento como una de las puertas a su universo (que comienza propiamente dicho en libros como «Bóvedas de acero» y demás…). Y bueno, algunos como «Némesis» escapan totalmente a su universo «fundación»/»robots».

    Tendré que buscar el de «Yo fui feliz en la Guerra», siempre he querido leerlo, ojalá siga en casa.

    Frank Herbert me parece que terminó muy abruptamente su saga, qué pena que no pudiera continuarla (claro, desde «la otra» es difícil).

    Por cierto, noto la ausencia de algunas sagas best sellers como «El Señor de los Anillos», universos más conocidos por la televisión que por sus libros. Aunque en comparación a los mencionados, éstos son simples aventuras.

    Uno de los últimos que he leído y aprovechando el espacio para dar recomendaciones, es «Vaticano 2035», interesante futuro cercano de la Iglesia Católica, muy utópico tal vez, con críticas muy duras a los esquemas y tendencias actuales.

    Saludos!

  3. Salud

    Siempre me ha parecido un poco tirado de los pelos el universo fundación con los cuentos e historias de los robots :P. O sea, hay nexos y tal (sobre todo construidos en los últimos cuentos, no tanto en los primeros), pero bien tirado de los pelos y sin demasiada coherencia interna…

    De lo que he leído de Tolkien, ESDLA no es «lo mejor», entretenido, recomendable, divertido, pero ni de lejos «la gran obra del género», no no. «El Hobbit» es bastante mejor que toda la triología del «Señor de los Anillos», y tiene cuentos y poemas bastante más entretenidos que su superventas de anillitos :P. Y «El Silmarillion» es simplemente influmable, nunca debió ser publicado, debemos odiar al hijo de Tolkien por publicar eso y arruinar el arte del padre :P.

    ¡Tengo ganas de esa distopía vaticana! :D

    Hasta luego y gracias por el comentario ;)

  4. «El ciclo de Trantor», más conocido como «Trilogía de las Fundaciones» es para mí una obra maestra de la Ciencia-Ficción.

    Se compone de tres novelas: Fundación, Fundación e Imperio, Segunda Fundación.

    Asimov escribió estas tres novelas en su época de máxima inspiración. Las demás son también muy buenas pero «añadidas» mucho más tarde a la «Trilogía». Al meter Asimov en función del tiempo las dos que has puesto en el «orden cronológico», que escribió después, se distorsiona de verdad el «mensaje de la auténtica trilogía».

    Pero la obra cumbre de Asimov (que se te ha olvidado poner en el listado anterior) es para mí:

    «Los propios dioses»: la obra cumbre de la ciencia ficción de todos los tiempos. Es una auténtica «joya». Te la recomiendo.

  5. No he leído la novela:¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas? y no la voy a leer, con perdón porque la imagen que tengo de Blade Runner, la película, es la que quiero tener. Es (junto 2001) la obra maestra de la ciencia ficción en el cine. Una película «de culto». Cada vez que la veo (y ya voy por 30 o 40 veces), me sorprende más.

    Si alguien no la ha visto todavía es que todavía no ha visto cine de verdad.

    Bueno, bueno, y «Dune» (la primera novela)

  6. Salud

    Sobre la Triología estoy de acuerdo, la primera escrita es la que vale, o sea, es la mejor de lejos (un estilo completamente distinto a las siguientes, sobre todo la primera y segunda), sí recomendaría leer primero la triología original y luego el resto (al menos así las leí yo ;) ).

    Sobre la peli de BR, pues tranquilo, puede leer el libro y ver la peli y encontrarse con dos historias y estilos, mensajes y demás, completamente distintos (menos la ambientación). La peli es buenísima, de mis favoritas, pero no es el libro, ni la historia ni nada de nada, es como Yo Robot (peli) en relación a la antología de cuentos que lleva ese nombre, no tienen nada que ver el uno con el otro salvo tres rayas en un tigre enorme. De veras que le recomiendo el libro olvidándose de la relación que tiene con la peli, así podrá disfrutar dos obras de arte, una en el cine y otra en la literatura ;).

    Me apunto la recomendación, creo que no he leído esa obra de Asimov (me queda mucho del Maestro por leer).

    Gracias por los comentarios y la recomendación, hasta luego ;)

  7. K AI
    aki viendo lo k has escrito sobre sratship troopers jeje…
    bueno al grano yo te apoyo en lo k mensionaste jeje..
    aa
    ¿has visto las 3 peliculas?
    si no te las recomiendo, aunk la 2da y 3ra se salen un poko de la historia original; son buenas
    jeje…

    bueno
    adios
    LOW

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.