Google, Software Libre y purismo.

Google es reconocida por muchos usuarios como la “competencia” de Microsoft, la única capaz de arrebatarle el monopolio a la misma y de paso, que apoya y se apoya (que no es lo mismo) en el Software Libre; sumado a unas “prácticas empresariales buenas”, en contra de la ratería microsoftiana, que incluso falsifica pruebas para acusar a empresas de piratería (Microsoft con otros “grandes” de la Industria, todo hay que decirlo). Cabe decir que soy de los que no ven nada de lo anterior en Google.
¿A qué viene todo esto? En Libertad Digital (que sigo sin entender por qué usan eso de “libertad”, pero bueno, hoy no discutiré el nombre del Portal) leo un artículo de Opinión de Borja Pietro (que tiene varias bitácoras, una de ellas llamada “Futuro Linux”) titulado “Los amigos de Tux”, en el que se queja de la actitud de los puristas del SL ante el “interés” de compañías como Google de portar sus aplicaciones (al menos Picasa y alguna más) a Linux. Y claro, como pueden ver en Barrapunto (el propio Don Pietro nos cuenta sus impresiones de lo que leyó en Slashdot, básicamente lo mismo que se puede leer en Barrapunto :P).

Situemos un poco el asunto, Google “usa” protocolos libres (por ejemplo, en su Gtalk), tiene algunas licencias libres; pero sus programas son propietarios, le encanta patentar algoritmos (ya sea el de búsquedas o el de su sistema de publicidad), paga para que la gente promocione Firefox, pero con su barrita de búsquedas incorporado (yarg yarg), tiene condiciones leoninas y se pasa por los forros posibles derechos del cliente (que no usuario) en las condiciones generales de contratación en cuanto al sistema de publicidad. Lo curioso es que justifican el que no te expliquen algunas cosas sobre el sistema mencionado diciendo que tienen patente, pero si hay patente el algoritmo y demás es público, sin problemas podrían dar info sobre la misma, porque ya sería conocida…

Por otro lado es un error pensar que la competencia de Microsoft es Google, por ahora no son competencia (salvo en dos o tres apartados de servicios en Internet), uno se dedica a vender programas y el otro a dar servicios, uno da grandes paquetes de programas y el otro pequeños programas que dan servicios (con una fascinación por lo Beta :P), y uno saca todo primero para Windows, esto es, el SO de la “competencia”. Si dibujamos círculos sobre los mercados que cada uno ocupa, veremos que no son competencia directa, sí en ámbitos concretos, pero no es una competencia determinante.

Es genial que distintas empresas comiencen a portar sus aplicaciones al Pingüinito, y que este “cambio” sea técnicamente bueno (porque lo de usar librerías de wine para hacerlo funcionar en Linux con el código usado para windows suena un poco a chapuza :P; aunque uno de los buenos puntos del SL es impedir la reinvención de la rueda). Este tipo de cosas ayudan a Linux a hacerse menos “extraño” para el usuario acostumbrado a Windows. Que Macromedia saque los plugins para Linux siempre ha sido una buena noticia, que Adobe diga que en un futuro no demasiado lejano pasará todo su “pack” de aplicaciones a Linux es otra buena noticia (en este caso, sobre todo para los profesionales, para los usuarios “comunes y corrientes” ya hay alternativas buenas), pero el SL no quiere depender de empresas que no sacan su código siquiera de forma abierta, que son cerrados, y celosos de esa cerrazón, por tanto, no son aplicaciones o movimientos que AYUDEN al SL, tampoco lo perjudican, simplemente es más de lo mismo.

Me gusta más cuando veo cómo herramientas de SL se expanden en los universos cerrados del SO mayoritario, así, cuando el personal cambie de SO no extrañará sus programas preferidos porque los tendrá en ambas plataformas. Yaya, lo que hace o haría Google (o lo que hará Adobe) es, desde luego, lo mismo pero al revés, programas creados primero para Windows que deciden funcionar en los Sos Libres (o algunos de ellos, al menos), acá la diferencia está en qué es SL y qué no lo es.

No soy un purista, no creo que un SO bajo licencia Libre deba tener todo con licencia Libre, ni que ella por sí misma justifique la elección de un software sobre uno propietario. Pero tampoco creo que, porque una herramienta sea usada por mucha gente signifique que sea buena, ni que todos los usuarios de una plataforma deban aplaudir que se porte una aplicación para su plataforma. Así que las quejas al respecto “sobran”.

Dicen muchos programadores que lo que hará Google (me refiero a la forma de portarlos, no al programa “madre”) es un poco chapuza (sin ver lo que hacen, todo hay que decirlo); otros tantos comentan que hay muchísimas herramientas mejores (o de igual calidad) que el Picasa y que son SL, otros contra-argumentan que a más programas mejor que mejor, porque hay mayor libertad del usuario a la hora de decidir (esto es verdad), otros dicen que esto ayudará a que usuarios se cambien de SO… No, “miniaplicaciones” no son las que ayudan para ese cambio de SO, sobre todo cuando tienen alternativas; ayudará más que se “porten” herramientas profesionales muy extendidas para que desde ciertos ámbitos más “amarrados” al SP puedan pasarse (por lo menos) a un Sistema Libre, además, quien usa un SO en su trabajo, lo usará en su casa (es muy probable al menos, sobre todo si le toca llevarse trabajo a casa :P, aunque, si el programa está para varios SO, esto ya no será una necesidad y se quedará en una “simple comodidad”).

¿A dónde quiero llegar? Ah sí, el que haya empresas dispuestas a tener sus programas en multiplataforma es bueno para los usuarios de dicha empresa, pero si los programas no son SL desde el SL no tienen que aplaudir nada, ni agradecer, ni nada de nada.

Desde el movimiento de SL se quiere unas libertades concretas, para un purista un software que no las respete no merece ser tomado en cuenta, salvo que no exista alternativa libre (si el purista además tiene tiempo y es buen programador es capaz de iniciar un proyecto para crear una alternativa libre; y si tiene dinero y además de purista es entusiasta, puede financiar un proyecto alternativo).

Por otro lado, el que existan aplicaciones “pijas” en multiplataforma no crea la facilidad de cambiar de SO, es sólo una aplicación superficial no es determinante para nada, no debiera serlo. Máxime si existen alternativas Libres. Entiendo que portar los “programas profesionales” (sí, esos cuyas licencias son realmente privativas, salvo para alguien que realmente gane un buen dinero usando dichas herramientas; y que muchas veces la alternativa aún no le planta cara al 100% de funcionalidades) sí puede favorecer al cambio de SO, y por tanto, a la expansión del SL… por ejemplo, diseñadores que usan Photoshop (de Adobe), si se encuentran conque el PS funciona también en Linux, tal vez sus estudios decidan no usar Windows (por lo caro de sus licencias y demás) y pasarse a alguna distribución de Linux. Esto favorecerá que el trabajador pueda tener el sistema que quiera en su casa, para que cuando lleve el trabajo a casa no le haga falta tener el mismo SO que su empresa para seguir “trabajando” (o estudiando más el programa, o lo que sea) y pueda decidir sobre qué SO usa el programa en cuestión.

Ahora, lo ideal, es que las empresas vayan abriendo las licencias de sus programas, sino a SL al menos Código Abierto.

Un comentario en «Google, Software Libre y purismo.»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.