5 Comments

  1. […] ¿Cómo es posible que el Presidente de la República siga insistiendo que esta ley es para «los que no tienen nada»? Vuelve a hablar del difícil acceso al trabajo de quienes no tienen estudios para justificar la norma, dos cosas: la ley se aplica a graduados también (sin contar que los contratos para la formación ya existen); uno de los objetivos de la norma es acabar con la informalidad (con lo cual, es gente que ya está en el sistema laboral, no tiene problemas de empleabilidad estrictamente hablando). Ya me estoy convenciendo de algo: el problema es que el presidente no ha leído la ley que está defendiendo. […]

  2. […] derechos de los trabajadores; puede, además, recordar que primero votaron a favor de la llamada «Ley Pulpín» (Ley nº 30288, PDF), puede pasarse el día así y eso no quitará que el régimen que ellos […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *