Pregunta abierta: «¿Por quién vas a votar?»

Gracias a un comentario* que me dejó el compañero Chinasklauzz (a quien sus progenitores conocen como Johan Espinal) me entero de una interesante entrada en su bitácora, una «no-campaña» que busca la «transparencia» (que no nos cubramos de un manto de «independencia» que realmente no tenemos) y pongamos, así, nuestras cartas sobre la mesa: «Y tú por quien vas a votar». No creo necesario que todos tengamos que decir por quién votaremos (en otras elecciones la verdad es que casi todos los redactores de bitácoras que conozco se mojaron bastante, dijeron a quién apoyarían y por qué, incluso el número de su candidato al congreso preferido), pero sí creo que cierta transparencia es necesaria, y sobre todo, no intentar escondernos en una «independencia» que no es real.

[Siga leyendo…]

Bicameralidad: Así no

Un tema reiterativo estas legislaturas en Perú es la vuelta a la bicameralidad (así como el tema del voto voluntario o facultativo, con cambio de opinión de unos y otros y proyectos confluentes que se estancan incomprensiblemente), ya en el 2007 se aprobó un dictamen que iba en ese sentido (con un intento de pasar la barrera de los 80 votos en dos legislaturas para poder evitar un referendo), entre otras consideraciones adelanté mi opinión sobre el tema, y para no repetirme demasiado, cito: «Personalmente me inclino, dentro de los sistemas burgueses de parlamentos representativos, y para países como Perú, por un parlamento bicameral, donde los representantes de la cámara baja (Congreso o Cámara de Diputados) sean elegidos en una circunscripción única en todo el territorio nacional, y el Senado (Cámara alta) sea la representación de los territorios, por tanto, la circunscripción electoral sería la Región». Pues bien, desde hace unas semanas, el debate vuelve a estar en el Congreso. El APRA quiere esa vuelta y la propone y re-propone cuanto puede.

[Siga leyendo…]

Presidente renuncia por decir la verdad

No se me ocurre otro título. El ahora ex presidente alemán, Horst Köhler, ha dimitido tras el revuelo causado por unas declaraciones suyas:

«Sabemos que para un país de nuestro tamaño, con su orientación y dependencia del comercio exterior, la intervención militar exterior también es necesaria para defender nuestros intereses, por ejemplo el de unas vías comerciales libres o el de impedir la inestabilidad de regiones enteras que, con seguridad, afectarían negativamente a nuestras oportunidades a través del comercio, los puestos de trabajo y los ingresos.»

¿Alguien duda que lo que dice no sea cierto? Claro que Alemania (así como el resto de aliados) están ahí por temas geopolíticos y económicos, nada de ayudar a los afganos. Claro que las guerras en medio oriente iniciadas por Estados Unidos y respaldadas por la OTAN tienen esos mismos fines deleznables… ¿Es que alguien lo duda? Horst Köhler ha dicho la verdad, y ha tenido que dimitir por decirla. Los que mienten y engañan, en cambio, no solo no dimiten, sino que hasta salen reelegidos. [Lo curioso es que en vez de pedir que se retiren las tropas por no tener un fin de defensa, se pide que se retire al presidente por reconocer lo obvio.]